¡¡OAAARGH!!
Si aún no has cumplido 14 añitos llama a papá, mamá o a tu tutor para que lea este mensaje

Le informamos que a través de este sitio web gestionado por se utilizan cookies técnicas, de personalización, analíticas para analizar los hábitos de navegación en el sitio web, publicitarias para gestionar de forma eficaz el contenido publicitario que le mostramos. Para obtener más información, lea nuestra Política de Cookies. Al pulsar en “acepto la política de cookies”, acepta su uso.

Puede CONFIGURAR EL USO DE LAS COOKIES o RECHAZARLAS en la ventana de .

Configuración de Cookies:

Desde este panel de configuración el usuario puede configurar el uso de cookies del sitio web. Para más información consulte nuestra política de cookies aquí.

    desmadreando_firma

    Planes para evitar dinosauriadas en los días de lluvia

     

    No me gusta la lluvia. Desde que era pequeña los días de lluvia significaban no poder salir a jugar con los amigos, que los planes se frustraran y que me aburriera como en la época de la prehistoria. ¡Un rollo!

    Mis pequeños desmadrosos heredaron mi gen anti-lluvia. Cuando les digo que no podemos salir a saltar en los charcos como Peppa, se enfadan, me rugen cual Tiranosaurios y tengo todos los boletos conmigo para ganarme alguna dinosauriada de esas que me hacen rugir muy fuerte.

    La anécdota que me hace reír y aplaudir con mis manitas de Tiranosaurio Rex fue la última vez que jugamos al escondite en una tarde de lluvia. A mi pequeña desmadrosa se le ocurrió una ”ideota” ¿y si escondo a mi hermano en la lavadora? Así que mientras contaba hasta diez para que se escondieran escuché un rugido angustioso. Fui corriendo a la cocina de donde venían los lloros y lo que me encontré fue una estampa única: mi hijo pequeño estaba “atascado” en la lavadora porque su hermana intentaba meterlo dentro para esconderlo y no cabía.

     

    IMG_5273 (2)

     

    Así que lección aprendida: los días lluviosos ¡no pierdas de vista a tus pequeños! Son oportunidades de oro para las dinosauriadas y rugir o reír como nunca… Así que tengo que ponerme manos a la obra y organizar dinoplanes divertidos para los días lluviosos e intentar evitar así una posible dinosauriada ;).

    ¿Qué dinoplanes solemos hacer en casa para los días lluviosos?

     

    1. Construir una caverna prehistórica

    Nada les divierte más que construir cavernas o fuertes ¡lo que les dicte la imaginación! Se necesitan almohadas, una manta o colcha, las sillas del comedor ¡y manos a la obra!

     

    1. Arte Rupestre

    La lluvia causa que los pequeños desmadrosos rujan de aburrimiento. Si no se tienen bajo llave las ceras, rotuladores o acuarelas lo más seguro es que terminemos con las Cuevas de Altamira en nuestras paredes.

     

    1. Encuentra al dinosaurio

    Si no puedes contra el enemigo, ÚNETE. ¿Hace cuánto que no juegas al escondite? Te recomiendo que te unas al plan y que te escondas tú para que ellos te busquen. ¡Te divertirás como hace tiempo!

    ¿Y tú que dinoplanes haces los días de lluvia?

     

    desmadreando_firma